Club de Crónica Bucaramanga

Comunidad de lectura y escritura sobre Historia Regional gestionada por el Área Cultural del Banco de la República de Colombia

Acerca del Club

En septiembre de 2011, el Área Cultural del Banco de la República en Bucaramanga programó uno de los talleres con Mariluz Vallejo denominado Memorias del agua, como parte del proyecto nacional: Agua, un patrimonio que circula de mano en mano. Al finalizar el taller, uno de los participantes propuso que se creara un club de crónica para seguir conociendo y trabajando este género literario. En aquella oportunidad se estableció que en este espacio se daría lugar a la lectura de diversas crónicas,  y se propiciarían conversaciones sobre las mismas.

Desde entonces, el Club de Crónica de Bucaramanga, se reúne en la sede del Banco de la República y, aunque sus miembros conservan un carácter itinerante,  esta institución  ha sido el sitio de encuentro primordial para estas personas que tienen como propósito reunirse en torno a la lectoescritura. Los miembros que han permanecido durante este tiempo agradecen a todos quienes han participado en este espacio por sus aportes y enseñanzas. También agradecen a las personas que por determinadas razones, no han podido seguir asistiendo, y ponen de manifiesto que el Club de Crónica de Bucaramanga, mantiene sus puertas abiertas para cuando deseen regresar. En este espacio se considera fundamental, mantener  un ambiente de cordialidad y fraternidad, ya que esto es esencial, para que las reuniones se desarrollen dentro de una atmósfera armoniosa, agradable y amena.

El Club de Crónica de Bucaramanga ha sido tomado en cuenta como tal para tener acceso de forma participativa en talleres  y actividades con Maryluz Vallejo, Alberto Salcedo Ramos, Beatriz Vanegas, Alberto Donadío, Fabian Martínez, entre otros. Estos espacios de formación le han brindado a los miembros del club la oportunidad de recibir y cosechar un aprestamiento tangible a nivel teórico – práctico.  A corto, mediano y largo plazo, también busca llegar a impulsar la lectoescritura de jóvenes y adultos a nivel regional, para de esta forma responder activamente al esfuerzo ya realizado, y así ir conquistando un espacio, en el ámbito de la literatura regional y nacional.

Aparte de todas las lecturas y talleres efectuados, de conocer un poco de nuestra historia y realidad colombiana, y de las oportunidades que se atesoran al crecer intelectualmente,  la verdadera esencia de este espacio radica en el factor humano, y esta es la dirección hacia la cual se encausan los futuros desafíos. Por esto también es esencial, la lectura eventual de las crónicas de vida de sus integrantes, que puede convertirse en un ejercicio catártico para la persona que escribe y después generosamente comparte su texto, ya que la crónica se cimienta en el elemento humano y ante todo, nosotros somos simple y llanamente, “SERES HUMANOS”…

 

Club Crónica mayo 2016
Visita del escritor Alberto Donadio a un encuentro del club de Crónica, Mayo 2016

Anuncios